domingo, 23 de julio de 2017

Una vulnerabilidad puede demostrar que nada está a salvo

Impresionante vídeo de Hewlett-Packard, más conocida como HP, promocionando la ciberseguridad de sus impresoras. En el film, "The Wolf", del director Lance Acord, protagonizado por Christian Slater, demuestran que tan fácil es crackear una impresora, y a partir de allí desarrollar un ciberataque a toda una estructura.

Visto en YouTube, vía HPAmericaLatina

Como lo señalado en un post anterior, hay actitudes que transforman la seguridad es un espejismo. Entre lo primero que se enseña y aprende en ciberseguridad, es saber cuales son las debilidades para poder prepararse contra las amenazas. Los crackers lo primero que buscan son las vulnerabilidades del sistema que atacan, para poder establecer un campo de ataque y desde allí tomar el control que se desee.

El cibercrimen no es un juego, y mucho menos en América Latina.

Post relacionados:
Más sobre Ciberseguridad en éste blog.-

___________________
NOTA: Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Ver detalles.
IMPORTANTE: Todas las publicaciones son sin fines comerciales ni económicos. Los contenidos en los link (vínculos) de las notas replicadas (reproducidas) son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Éste blog ni su autor tienen responsabilidad alguna por contenidos ajenos.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Antes de colocar un comentario tenga en cuenta que no se permitirán comentarios que:
- sean anónimos y/o posean sólo un nickname.
- no estén vinculados a una cuenta.
- posean links promocionando páginas y/o sitios
- puedan resultar ofensivos o injuriosos
- incluyan insultos, alusiones sexuales innecesarias y
palabras soeces o vulgares
- apoyen la pedofilia, el terrorismo o la xenofobia.

Este Blog ni su autor tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. De todas maneras, por responsabilidad editorial me reservo el derecho de eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, abusivos, injuriantes, discriminadores y/o contrarios a las leyes de la República Argentina.