viernes, 5 de julio de 2013

El Cibercrimen como servicio

"Supongo que veo un mundo diferente que ustedes. Y la verdad es que lo veo, me espanta. Me espanta porque nuestros enemigos ya no son conocidos. No existen en un mapa. No son naciones. Son individuos".

"Miren a su alrededor. ¿a quién le temen?. ¿Pueden ver una cara, un uniforme, una bandera? Nuestro mundo no es más transparente. En más opaco. Está en las sombras. Ahí es donde debemos luchar. Antes de declararnos irrelevantes, pregúntense qué tan seguros se sienten"
 M (Judi Dench) en Skyfall

¿Les parece irrelevante? Lean la siguiente nota:

Cibercrimen como servicio: ahora cualquiera puede ser un hacker maligno.- "Ya pasó el tiempo en que era necesario estudiar y practicar por años para robar información o romper un sistema informático. Ahora, el mercado ha convertido al crimen cibernético en sólo una industria más. Está pasando en distintas latitudes, por todo el globo, en este mismo instante: un estudiante universitario colapsa los sistemas computacionales de su institución para mover el día del examen, una adolescente que aún no llega a la mayoría de edad gana miles de dólares enviando spam a millones de computadores en su país. O podemos ir más profundo: el CEO de una empresa rival consigue instalar programas espías en todo su sistema, o deja inutilizables sus servidores mediante sofisticados víruses. Ninguna de estas personas es experta en informática y ya a pocos les hace falta serlo para realizar estos ataques. El cibercrimen se ha vuelto un mercado para el que sólo se necesita tener unos cuantos dólares". Por Christopher Holloway en Ae tecno - AméricaEconomía.

Post relacionado:

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Antes de colocar un comentario tenga en cuenta que no se permitirán comentarios que:
- sean anónimos y/o posean sólo un nickname.
- no estén vinculados a una cuenta.
- posean links promocionando páginas y/o sitios
- puedan resultar ofensivos o injuriosos
- incluyan insultos, alusiones sexuales innecesarias y
palabras soeces o vulgares
- apoyen la pedofilia, el terrorismo o la xenofobia.

Este Blog ni su autor tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. De todas maneras, por responsabilidad editorial me reservo el derecho de eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, abusivos, injuriantes, discriminadores y/o contrarios a las leyes de la República Argentina.