viernes, 2 de septiembre de 2016

¿Error de cálculo? proyectaron un escenario recesivo que no se ha hecho realidad

Cuando los pronósticos pesimistas tropiezan con la realidad
Por Josh Zumbrun, publicado por The Wall Street Journal.

La historia reciente esta llena de proyecciones de recesiones y colapsos de mercados que no se concretaron

Es aún pronto para saberlo, pero datos disponibles ahora sugieren que la decisión británica de abandonar la Unión Europea podría ser un ejemplo más de un fenómeno recurrente: las predicciones de expertos que auguran graves consecuencias de ciertas decisiones políticas y que terminan siendo exageradas.

Los economistas son buenos para desentrañar las fuerzas que subyacen a la inflación o la productividad o para explorar los aspectos negativos de la desigualdad de la riqueza. Pero se enfrentan a retos más grandes cuando quieren extrapolar conclusiones de acontecimientos políticos, especialmente de aquellos con pocos o ningún antecedente.

“Los pronosticadores a menudo se sienten incentivados para darle vida a la probabilidad de los peores escenarios”, dijo Philip Tetlock, un experto en pronósticos políticos de la Universidad de Pensilvania. Estos expertos pueden inflar las probabilidades de desastres como una manera de aumentar la prominencia de una advertencia, o porque creen que probarse proféticos será algo de lo que podrán presumir, mientras que un pronóstico erróneo es algo que mucha gente olvida. “Con el tiempo, esto tiene un efecto corrosivo sobre la confianza [del público] en la comunidad de expertos”, dijo.

Existe una historia rica de cataclismos que nunca ocurrieron.

En 2013, algunos economistas advirtieron que las batallas por el presupuesto del Congreso de Estados Unidos, que dieron lugar a fuertes recortes del gasto público, podrían arrastrar de nuevo la economía hacia la recesión. Ese año, el país norteamericano creció 2,7%.

Visto en The Wall Street Journal
En 2010 y 2012, algunos economistas advirtieron que los programas de compra masiva de bonos por parte de la Reserva Federal de EE.UU. causarían hiperinflación, provocando un alza en los precios de las materias primas y un colapso del dólar. Nada de eso ocurrió.

En 2015, las advertencias abundaron sobre lo que pasaría si Grecia rechazaba un rescate internacional: una cesación de pagos o una crisis bancaria y la salida de Grecia de la zona euro. La economía griega está lejos de ser una historia de éxito, pero no ha quebrado. Su sistema bancario ha sido maltratado y sufre de bajos depósitos, pero no se ha derrumbado, y Grecia permanece en el euro.

¿Qué se dijo sobre el brexit?

Ya han pasado dos meses desde el referendo del 23 de junio en el que los votantes británicos decidieron salir de la Unión Europea, y cada vez está menos claro si se materializará la recesión que muchos temían, al menos en el corto plazo.

Vale la pena volver a examinar el nivel de preocupación que existía antes del referendo. George Osborne, el canciller de Hacienda del Reino Unido [equivalente al ministro de Hacienda], dijo que un voto a favor del brexit provocaría una recesión. En el período inmediatamente posterior al referendo, muchos economistas pronosticaron que la recesión comenzaría casi de inmediato.

Es cierto que en los días posteriores a la votación, los mercados bursátiles mundiales cayeron fuertemente. Tal vez, si la situación hubiera sido sólo un poco peor, un pánico más extendido habría desencadenado una caída en espiral. Los mercados, en cambio, se han recuperado. A mediados de agosto, el FTSE 100 subió a niveles casi récord.

La economía en general tampoco ha demostrado muchas señales de encaminarse a una próxima recesión.

Los minoristas inicialmente registraron una caída de las ventas pero esto se revirtió fuertemente en agosto, según datos de la Confederación de la Industria Británica. La medición de las solicitudes de seguro por desempleo del Reino Unido se redujo en julio, lo que indica que, en general, las empresas no recortaron puestos de trabajo a causa del voto.

Persimmon PLC, la empresa constructora de viviendas líder del Reino Unido, dijo que el interés por la compra de viviendas se ha mantenido “robusto” y predijo buenas ventas en el último trimestre del año.

Es todavía pronto para cantar victoria, y los datos podrían ser lentos en reconocer una tendencia a la baja. Adam Posen, presidente del Instituto Peterson de Economía Internacional y ex funcionario del Banco de Inglaterra, dijo que cree que aún si técnicamente el Reino Unido evita caer en recesión, la economía británica resultará en última instancia bastante perjudicada, lo que reivindicará muchas de las predicciones.

No obstante, los observadores del brexit “deberían haberse dado cuenta de que las preocupaciones fueron exageradas en su momento”, dijo Jay Bryson, economista global de Wells Fargo Securities, que había estimado que el Reino Unido podría caer en una modesta recesión, pero que el país era demasiado pequeño como para causar mucho daño directo al resto del mundo.

Después de todo, el Banco de Inglaterra tiene su propia moneda, lo que permitió que ésta se depreciara rápidamente. El banco central recortó sus tasas de referencia al nivel más bajo en sus 322 años de existencia. La salida de la Unión Europea puesta en marcha por el referendo del brexit es un proceso que llevará más de un año en concretarse, no algo que vaya a ocurrir de un omento a otro. Esto significa que la política monetaria y la moneda misma tendrían tiempo para adaptarse.

La visión más generosa es que el riesgo fue muy real, pero que el Banco de Inglaterra actuó con rapidez y que el mundo solo tuvo suerte esta vez.

“La reacción del mercado ha sido bastante tranquila, pero podría haber sido diferente”, dijo Paul Sheard, economista jefe de S&P Global, que previamente dijo que la incertidumbre del brexit probablemente se filtrará poco a poco y a lo largo del tiempo en la economía. “Creo que no se puede culpar a la gente que hizo la advertencia. Esto es más un problema crónico que un problema agudo. [Las consecuencias] se verán a lo largo de un período muy extendido de tiempo” / Por Josh Zumbrun, publicado por The Wall Street Journal.--



___________________
Nota: Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Ver detalles.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Antes de colocar un comentario tenga en cuenta que no se permitirán comentarios que:
- sean anónimos y/o posean sólo un nickname.
- no estén vinculados a una cuenta.
- posean links promocionando páginas y/o sitios
- puedan resultar ofensivos o injuriosos
- incluyan insultos, alusiones sexuales innecesarias y
palabras soeces o vulgares
- apoyen la pedofilia, el terrorismo o la xenofobia.

Este Blog ni su autor tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. De todas maneras, por responsabilidad editorial me reservo el derecho de eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, abusivos, injuriantes, discriminadores y/o contrarios a las leyes de la República Argentina.