domingo, 28 de agosto de 2016

Conmociona atentado en Paraguay

Una organización armada que actúa desde 2008 en el noreste del vecino País, mató a 8 militares mediante el uso de un artefacto explosivo improvisado y disparos en un ataque coordinado. El hecho, que conmociona a Paraguay, fue en un camino vecinal de Arroyito, en el distrito de Horqueta, en el departamento de Concepción, distante a 500 kilómetros al norte de Asunción.

El atentado, por el número de bajas y características, no tiene precedentes en las últimas décadas en Paraguay y vuelve a llamar la atención de los expertos y observadores internacionales sobre la aparente ineficacia del gobierno local en manejar el asunto. Ha trascendido en algunos medios que el IED (improvised explosive device) tipo Claymore utilizado, sería un dispositivo explosivo con características de los usados frecuentemente en las guerras no convencionales, o guerra asimétrica, por fuerzas comando, guerrillas y terroristas.
"El Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP por sus siglas) es un grupo armado autodefinido marxista-leninista con tendencia anarcocomunista y ambientalista que opera en Paraguay, en algunos distritos del noroeste del país, especialmente en el departamento de Concepción, con aproximadamente más de 500 personas divididas en 3 estratos. Operan de una manera similar a las guerrillas latinoamericanas insurgentes en épocas de dictaduras y similar al anarquismo expropiador (movimiento surgido en Argentina en los años 1910) reivindican las expropiaciones y secuestros contra empresarios, banqueros y estancieros de la zona en la que el EPP opera. Según investigaciones del FTC cuentan con más de 3.000.000 de dólares recolectados en secuestros y expropiaciones. Al día de hoy siguen ganando adeptos en la zona dado al vacío que deja el Estado paraguayo en defensa de las multinacionales de los productos transgenicos. Hasta el día de hoy el Ministerio Público y las Fuerzas de Tarea Conjunta (FTC) no han podido proveer a la ciudadanía de información que verdaderamente explique de manera razonable como es posible que teniendo a disposición recursos como los de un estado sean vencidos constantemente en inteligencia por un grupo insurgente en la que la gran mayoría son campesinos". (Wikipedia).
Vehículo atacado. Foto vista en ABC Color
Según se ha informado, el EPP es una misteriosa organización, con algunos líderes presos que se identifica con confusos rótulos de “anarcomunismo” y “ambientalismo”. Desde algunos sectores es señalado como izquierdista reaccionario, pero desde la izquierda, algunas voces han declarado que el EPP es funcional al sistema neoliberal.

Según los especialistas cuenta con una reducida fuerza armada, posiblemente una decenas según las fuerzas de seguridad, aunque otras fuentes sostienen que serian cientos. De todos modo aún así el número no implicaría una amenaza que no pudiera sera resuelta rápidamente por una tropa militar entrenada, afirman los analistas.

El lugar donde han extendido sus operaciones en una rica región dedicada a la ganadería. Investigaciones de la Fuera de Tarea Conjunta señalan que el EPP maneja unos tres millones de dólares que lograron con secuestros y extorsiones a modo de “impuestos de guerra” pagados por hacendados para evitar ser atacados.

En 2012 se desprendió del EPP otro grupo denominado Asociación Campesina Armada, cuyos líderes fueron abatidos por las fuerzas de seguridad y el grupo habría sido desbaratado. El EPP mantiene en cautiverio al suboficial de policía Edelio Morínigo y a los colonos menonistas Abraham Fehr y Franz Wiebe por los cuales piden restante, dijeron las autoridades. Entre el más de medio centenar de víctimas que han cumulado en estos años, hay al menos 29 oficiales tanto del ejército como de la policía y una treintena de civiles.

En 2013 en solo dos días, la Cámara de Diputados y el Senado de Paraguay aprobaron una enmienda de la ley de defensa, a solicitud del presidente Horacio Cartes, según se informó oportunamente. La medida fue cuestionada por la minoritaria oposición de izquierda y por las organizaciones de defensa de los derechos humanos. Consideran que la medida viola la Constitución al quebrar el equilibrio de poderes del Estado y pone en riesgo a los campesinos que viven y muchas veces resisten sin recurrir a las armas entre latifundios en los dos departamentos donde actúa el EPP, San Pedro y Concepción.

La efectividad de esa medida y el respeto de las garantías constitucionales por parte de las fuerzas de seguridad, en los departamentos donde actúa el EPP, están ampliamente cuestionadas, según informan múltiples fuentes locales e internacionales.

Cartes es blanco de duras críticas de políticos de la oposición y un alto porcentaje de la población, que cuestionan su estrategia de seguridad y el desempeño de la Fuerza de Tarea Conjunta, creada por Cartes en el 2013, para erradicar al EPP y la contundente violencia armada entre facciones ilícitas asociadas al narcotráfico. Desde 2015 se reconoce que Paraguay es el principal productor de marihuana de Sudamérica y el segundo de toda América, solo por detrás de México. La producción se dirige a Brasil y Argentina por tierra y avionetas.
El analista político Horacio Galeano dijo a la Associated Press que ``meterse en una guerra de guerrilla es un asunto complejo porque los militares y policías no están entrenados para enfrentar a un rival invisible pero existente''.
``La guerrilla paraguaya, por los videos difundidos por sus mismos comandantes, tiene una fuerte raíz ideológica: es de extrema izquierda enfrentada al capitalismo y como dicen ellos, a la supuesta oligarquía paraguaya'' añadió. ``Entonces, se tendría que cambiar el método de combate, no solo con las armas sino dándole a las comunidades pobres en donde operan, la asistencia estatal de trabajo, educación, salud y otros''.
Para Alfredo Boccia, experto en historia de grupos rebeldes en Paraguay, ``la guerrilla no tiene posibilidades de llegar al poder, pero está operando con algún éxito en el norte por debilidades del Estado'' (La Nación).
El trágico suceso de ayer se produce días después de conocerse detalles del espionaje de dos números de teléfonos celulares de una periodista de ABC Color. Una situación que generó un escándalo mayúsculo en las fuerzas armadas.

Según informó ABC Color, "El 2 y el 4 de julio pasado el sistema de inteligencia militar obtuvo reportes de llamadas de dos celulares de una periodista de nuestro diario que investigaba hechos de corrupción dentro de las Fuerzas Militares". El 2 de julio obtuvieron reportes completos del celular laboral, corporativo, y el 4 de julio obtuvieron reportes completos del celular particular que usa la colega".

Ayer se informó que "las sedes de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad) y del Comando Integrado de Inteligencia y la casa del vocero de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) Tte. Cnel. Jonás Ramírez fueron intervenidas ayer por la fiscalía en busca de evidencias del espionaje militar que tuvo como objetivo detectar a informantes" del Diario ABC Color.

Fuentes: Reuters; EFE; AP; ABC Color; La Nación; Clarín

Notas relacionadas



___________________
Nota: Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Ver detalles.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Antes de colocar un comentario tenga en cuenta que no se permitirán comentarios que:
- sean anónimos y/o posean sólo un nickname.
- no estén vinculados a una cuenta.
- posean links promocionando páginas y/o sitios
- puedan resultar ofensivos o injuriosos
- incluyan insultos, alusiones sexuales innecesarias y
palabras soeces o vulgares
- apoyen la pedofilia, el terrorismo o la xenofobia.

Este Blog ni su autor tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. De todas maneras, por responsabilidad editorial me reservo el derecho de eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, abusivos, injuriantes, discriminadores y/o contrarios a las leyes de la República Argentina.