lunes, 4 de abril de 2016

Panama Papers repercute en el Mundo

Y se señala que ésto "recién empieza". Los especialistas en periodismo indican que la investigación, que surge de una filtración de documentos, es un hito, una bisagra en el periodismo de investigación colaborativa.

El impacto salta a la vista, no en pocos países autoridades y personalidades, que son mencionadas en los documentos "liberados", han salido a dar explicaciones. Tal el caso del Sr. Presidente de Argentina, el Primer Ministro de Inglaterra, y el Presidente de Ucrania, entre otros, y hasta hubo reacciones sorprendentes, como la del Primer Ministro de Islandia, David Gunnlaugsson, que huyó de una entrevista cuando le preguntan por su relación con un empresa offshore.
Captura de pantalla del website de www.icij.org

Los documentos revelan que políticos de siete partidos en Brasil fueron nombrados como clientes de firmas "offshore"; la autoridad de impuestos de Chile realiza "seguimiento exhaustivo" a chilenos mencionados; Francia abrió una investigación por fraude fiscal; La Fiscalía de la Audiencia Nacional de España también inició una investigación. Y seguramente seguirán conociéndose las consecuencias a medida que vayan pasando los días.

"Es una de las mayores filtraciones de la historia, superior a las dos de WikiLeaks juntas. Hay un total de 11,5 millones de documentos (2,6 terabytes). Involucran a 12 jefes de Estado o primeros ministros, 128 políticos de distinta importancia, 61 familiares o socios cercanos a líderes políticos, y futbolistas, empresarios, actores y otras personalidades públicas. Hay un total de 214.000 empresas offshore que aparecen en los archivos, ligadas a cerca de 200 países distintos. Los datos -principalmente mails, archivos pdf, datos bancarios y fotos- se extienden desde los años 70 hasta principios de año" (La Nación).
Según señala el propio informe, “los datos filtrados cubren casi 40 años –desde 1977 hasta fines de 2015- y permiten una mirada inédita al corazón del mundo offshore: un vistazo día a día, década a década, de cómo el dinero sucio fluye por el sistema financiero global, generando crimen y despojando a las tesorerías nacionales de los preciados ingresos de impuestos".

Entre las "sorpresas" de las divulgaciones están los tres países sudamericanos como los más activos de la región por número de intermediarios, éstos son Brasil, Uruguay y Ecuador. Son los tres últimos puestos de top ten de la lista de países implicados.

Se señala que todo es impresionante, y que detrás de las cadenas de correos electrónicos, facturas y documentos que componen el grueso de material liberado, a menudo están las víctimas invisibles de irregularidades de la industria offshore.

Los registros filtrados muestran que cientos de bancos y sus filiales y sucursales tendrían registradas cerca de 15.600 empresas fantasmas, por lo que seguramente se esperan amplias investigaciones de esas entidades, con todo lo que ello significa.

Y seguramente el "asunto" Panama Papers tendrá una muy larga cola.

Más información en el website del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ)-

Visto en YouTube, vía euronews

Post relacionado:


___________________
Nota: Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Ver detalles.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Antes de colocar un comentario tenga en cuenta que no se permitirán comentarios que:
- sean anónimos y/o posean sólo un nickname.
- no estén vinculados a una cuenta.
- posean links promocionando páginas y/o sitios
- puedan resultar ofensivos o injuriosos
- incluyan insultos, alusiones sexuales innecesarias y
palabras soeces o vulgares
- apoyen la pedofilia, el terrorismo o la xenofobia.

Este Blog ni su autor tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. De todas maneras, por responsabilidad editorial me reservo el derecho de eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, abusivos, injuriantes, discriminadores y/o contrarios a las leyes de la República Argentina.