lunes, 20 de julio de 2015

Día histórico en las relaciones cubanas estadounidenses, reabren oficialmente sus embajadas

Bandera de Cuba flamea en Washington tras restablecimiento de relaciones diplomáticas.
Por Matt Spetalnick, publicado en Reuters.

WASHINGTON (Reuters) - La bandera cubana fue izada el lunes en la embajada de La Habana en Washington por primera vez en 54 años luego de que Estados Unidos y Cuba restablecieron formalmente sus relaciones, en un nuevo capítulo entre los ex enemigos de la Guerra Fría.

El ministro de Relaciones Exteriores cubano, Bruno Rodríguez, encabezó la ceremonia de reapertura de la embajada, un hito en el deshielo diplomático que comenzó con el anuncio realizado por los presidentes de Estados Unidos, Barack Obama, y de Cuba, Raúl Castro, el 17 de diciembre.

Aún hay grandes diferencias entre Estados Unidas y el gobierno comunista de Cuba y se espera que los esfuerzos por lograr la normalización plena de los vínculos avancen lentamente. Pero la ceremonia estuvo cargada de simbolismos después de dos años de negociaciones entre ambos gobiernos.

"Solo la eliminación del bloqueo económico, comercial y financiero que tanto daño y privaciones ocasiona a nuestro pueblo, la devolución del territorio ocupado en Guantánamo y el respeto a la soberanía de Cuba darán sentido al hecho histórico que estamos viviendo hoy", dijo Rodríguez en su discurso.

El canciller habló en una recepción dentro de la embajada, que fue visitada por el líder revolucionario Fidel Castro poco meses después de que tomó el poder con su revolución en 1959. El funcionario dijo que la bandera cubana que colgaba fuera de la embajada cuando fue cerrada en 1961 ahora será exhibida dentro.

Poco antes, una guardia de honor de tres hombres marchó frente a la embajada, donde la bandera cubana fue montada. Durante el izamiento de la enseña, un grupo numeroso de gente exclamaba "Cuba sí, embargo no" y otro más pequeño gritaba "Cuba sí, Fidel no"; más tarde se entonó el himno nacional de la isla.

"Ratificamos la voluntad de Cuba de avanzar hacia la normalización de las relaciones con los Estados Unidos, con ánimo constructivo, pero sin menoscabo alguno a nuestra independencia, ni injerencia en asuntos que pertenecen a la exclusiva soberanía de los cubanos", apuntó Rodríguez.

En La Habana, la embajada de Estados Unidos también reabrió oficialmente. Su personal tenía nuevas credenciales y tarjetas de presentación y el sitio web, la cuenta de Twitter y la página de Facebook de la misión habían cambiado.


Pero no habrá una ceremonia oficial de izamiento de la bandera de rayas y estrellas hasta que el secretario de Estado, John Kerry, visite la isla el 14 de agosto.

Desde 1977, los países sólo tenían en La Habana y Washington una sección de intereses para tratar temas de bajo perfil.

El proceso de normalización enfrenta retos como las diferencias de perspectiva sobre la situación de los derechos humanos en Cuba, el deseo de La Habana de mantener un control estricto sobre su sociedad y la economía dirigida por el Estado, el persistente embargo económico estadounidense contra Cuba y la presencia militar norteamericana en Guantánamo.

Más de 500 personas, incluyendo funcionarios de la administración de Obama, legisladores estadounidenses y una gran delegación cubana participaron de la ceremonia en Washington, en la mansión de casi un siglo de antigüedad que fue convertida de nuevo en la embajada de Cuba.

La delegación estadounidense fue encabezada por la subsecretaria de Estado, Roberta Jacobson.

Más temprano, y sin fanfarria, empleados de mantenimiento colgaron la bandera cubana en el lobby del Departamento de Estado estadounidense. La enseña se sumó a los colores de otros países con los que Estados Unidos tiene vínculos diplomáticos.

La ceremonia en la embajada será seguido por una reunión en el Departamento de Estado entre Kerry, y Rodríguez, el primer ministro de Relaciones Exteriores de Cuba que visita oficialmente Washington desde la Revolución Cubana.

A la reapertura de la embajada no fueron políticos anticastristas, como los senadores Marco Rubio y Bob Menendez, que han criticado el acercamiento de Obama a la isla. Estuvieron presentes, en cambio, aquellos legisladores que apoyaron el restablecimiento de vínculos.

"Hemos esperado mucho tiempo para este día", dijo el senador Patrick Leahy. "Esto es sólo el comienzo". / Por Matt Spetalnick, publicado en Reuters. (Reporte de Matt Spetalnick. Con reporte adicional en La Habana de Nelson Acosta. Editado en español por Silene Ramírez y Pablo Garibian).--


Visto en YouTube, vía Reuters

Post relacionados:

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Antes de colocar un comentario tenga en cuenta que no se permitirán comentarios que:
- sean anónimos y/o posean sólo un nickname.
- no estén vinculados a una cuenta.
- posean links promocionando páginas y/o sitios
- puedan resultar ofensivos o injuriosos
- incluyan insultos, alusiones sexuales innecesarias y
palabras soeces o vulgares
- apoyen la pedofilia, el terrorismo o la xenofobia.

Este Blog ni su autor tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. De todas maneras, por responsabilidad editorial me reservo el derecho de eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, abusivos, injuriantes, discriminadores y/o contrarios a las leyes de la República Argentina.