domingo, 24 de noviembre de 2013

Sobre el "arte" de la privacidad online

Una muy interesante nota, aporta una visión con información sobre "herramientas para reducir las posibilidades de que alguien espíe nuestras comunicaciones".
El difícil arte de la privacidad online.- "Ésta será la nota más práctica en la serie que, durante este mes, le he dedicado al espionaje masivo de la Agencia Nacional de Inteligencia de Estados Unidos (NSA, por sus siglas en inglés). Con el cambio de mentalidad adecuado y las salvedades que saldrán a relucir hoy, las herramientas que menciono a continuación pueden mejorar la privacidad de nuestras comunicaciones.
Insisto, sin embargo, en esto: las tecnologías de las que estamos hablando no tienen precedente en la historia de la civilización. Desde el hacha de pedernal hasta los aviones de pasajeros, las máquinas jamás procesaron datos. Las computadoras, tablets y smartphones, sí.
Por lo tanto, no hay nada sencillo aquí, y no pueden hacerse milagros sin un conocimiento profundo de tecnología. Ésta es la razón por la que en los países más avanzados la programación es una materia curricular desde la escuela primaria. Es una nueva forma de alfabetización. No existe ni un gramo de exageración en esta idea". Por Ariel Torres para LA NACION.
Una lectura recomendada.

Post relacionados:

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Antes de colocar un comentario tenga en cuenta que no se permitirán comentarios que:
- sean anónimos y/o posean sólo un nickname.
- no estén vinculados a una cuenta.
- posean links promocionando páginas y/o sitios
- puedan resultar ofensivos o injuriosos
- incluyan insultos, alusiones sexuales innecesarias y
palabras soeces o vulgares
- apoyen la pedofilia, el terrorismo o la xenofobia.

Este Blog ni su autor tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. De todas maneras, por responsabilidad editorial me reservo el derecho de eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, abusivos, injuriantes, discriminadores y/o contrarios a las leyes de la República Argentina.